Cabra

De azur, ocho cabras de plata, acompañadas de veinticuatro estrellas de seis puntas, de plata.

El paisaje de Cabra rompe con el tópico andaluz de la campiña y de la vega del Guadalquivir. La localidad, a 87 km de Córdoba, está rodeada de olivos y de una enrevesada sierra, la Subbética. Su situación, en el mismo centro geográfico de Andalucía, es testigo de un importante pasado romano, califal y unos espléndidos monumentos barrocos. El 8 de diciembre se celebra aquí una particular romería al santuario de la Virgen de la Sierra, la de la Fe y la Familia. Aunque no es tan concurrida como la que se celebra en septiembre, resulta cálida y puedes aprovechar para degustar las soletillas (bizcochos) que cocinan las madres Agustinas de la localidad.

Barroco y aceite

Para conocer, entre otras cosas, el patrimonio barroco de la ciudad, la Oficina de Turismo (957 52 01 10) organiza cinco rutas temáticas gratuitas. Resérvalas con antelación y visitarás iglesias como la de la Asunción y Ángeles, conocida como la mezquita del barroco, en la plaza de la Villa Vieja, germen medieval de la actual Cabra y la de San Juan Bautista, que guarda un ara de piedra con inscripciones del siglo VII. Desde las murallas que defendían la Villa Vieja y el castillo tendrás unas vistas preciosas del barrio de El Cerro, típico por sus rincones y por las cruces de mayo. El aceite ocupa buena parte de la historia de la localidad. Concierta una visita en el Centro de Interpretación Tren del Aceite (957 52 27 77. Entrada: 2 €), ubicado en una estación rehabilitada, que guarda una coqueta exposición sobre la historia del extinto ferrocarril. Hasta podrás hacer una cata de aceite. En una antigua almazara del siglo XIX también abre sus puertas El Molino Viejo (vado del Moro, 4), un museo sobre la historia de la producción de este preciado líquido.

Usa el coche para descubrir el entorno, sobre todo la fuente del Río y el Centro de Visitantes Santa Rita (ctra. Cabra-Priego, Km 57), con un sendero botánico de unos 2,5 km y un itinerario geológico que asciende hasta el mirador de la Cabrera.

PEDALEA ENTRE OLIVOS

La Vía Verde del Aceite, antigua ruta ferroviaria que comienza en Jaén, bordea el Parque Natural de las Sierras Subbéticas. En el tramo cordobés, enlaza el pueblo de Las Navas del Sepillar –cerca de Puente Genil– con el río Guadajoz, ya en Jaén. El camino transcurre entre campos de olivos y es perfecto para la práctica de la bicicleta de montaña sin riesgos. En las rehabilitada estación de Cabra y en la del vecino pueblo de Luque podrás detenerte a comer.

Deja un comentario

Secciones

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies