Category Archives: Órdenes religiosas y militares

BENEDICTINA

El fundador se llamó Benito de Nurcia y nació en el ano 480. Se hizo ermitaño y por el rumor de su santidad le afluyen los discípulos. Organizó una comunidad y le dio un regla, llena de mesura, inteligencia y amplitud. Creó un Monasterio abriendo las puertas a todo aquel que buscaba a Dios, sin preguntar a nadie por su pasado. Toda la jornada se consagró al trabajo manual (siete horas), al estudio (cuatro horas) y a los oficios (cuatro horas). El origen de la Regla de los Benedictinos siempre ha sido muy discutido. Según unos, la hizo Benito de Nurcia. Otros afirman que era la adopción de otra Regla, conocida con el nombre de Regla del Maestro.

CABALLEROS DE RODAS

LA ORDEN DE MALTA EN ESPAÑA Sobre los orígenes de la Soberana Militar Orden Jerosolimitana de Malta, primeramente de San Juan de Jerusalén y más tarde de los Caballeros de Rodas y de acuerdo a cuanto dice Alejandro de Armengol en su libro «Heráldica», la causa que puede ser considerada como más admisible es aquella que se basa en el hecho de que allá sobre el año 1.048 ciertos comerciantes de la ciudad de Amalfi, famosos por su piedad y moralidad de costumbres, se compadecieron de los peregrinos que acudían a Palestina en su deseo de visitar los Santos Lugares, exponiéndose no sólo a los rigores del clima, a las enfermedades, las penalidades de su largo viaje y, sobre todo a las vejaciones de que eran objeto por parte de los musulmanes con lo cual pusieron todo su empeño en conseguir del califa Husyafer una licencia para fundar un hospital en Jerusalén, en las inmediaciones del Santo Sepulcro. Lo consiguieron y la piadosa institución fue puesta bajo la advocación de San Juan. De lo anterior ya hemos hablado en un anterior capítulo, aquel que se refiere a la Orden de San Juan de Jerusalén, con lo cual el texto presente lo que viene es a completar aquél.

CABALLEROS DE SANTIAGO

Esta Orden Militar castellanoleonesa data su fundación en el año 1.158, bajo el reinado de Alfonso VIII. Determinados documentos, pretenden unir la fundación de la Orden de Santiago a la victoria de Claviño. Aún cuando el rey Ramiro I fundara una hermandad bajo la advocación del Patron de España, mal podía tener por objeto defender a los peregrinos si los cofrades tan sólo eran trece, en memoria de Jesucristo y sus Apóstoles. Varios autores datan la fundación a comienzos del reinado de Fernando I. Pero fue bajo Alfonso VIII de Castilla. Su origen se basó en las reyertas entre los Castro y los Lara que determinaron cesar en ellas y así se recoge en el documento de fundación de la Orden: «Y los dichos caballeros viendo el gran peligro que estaba aparejado a los cristianos, inspirados por la gracia del Espíritu Santo, para reprimir a los enemigos de Cristo y para defender su Santa lglesia, ficieron de sí muro para quebrantar la soberbia de aquellos que eran sin fe y pusieron la cruz en sus pechos a manera de espada, con la señal é invocación del bienaventurado Apostol Santyaqo y ordenaron que dende en adelante no peleasen contra cristianos, ni ficiesen mal ni daño a sus cosas y renunciaron y desempararon todas las pompas mundanas, y dejaron las vestiduras preciosas y la longura de los cabellos y todas las otras cosas en las que hay mucha vanidad y poca utilidad y prometieron no ir contra aquellas cosas que las Santas Escrituras defienden y de lidiar siempre contra los paganos por tener a Dios aplacado cerca de sí y de vivir ordenadamente por la Ley Divina».

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies