Category Archives: Órdenes religiosas y militares

MERCED

Sobre la fecha de la fundación de la Orden de la Merced existen varios criterios. No obstante, como dato indicativo, hay el muy revelador de la obra «Compendio Historial de las Chronicas» y «Universal Historia de todos los Reynos de España», escrita por el vasco Esteban Garibay y Zamalloa, bibliotecario y cronista del rey Felípe II. Dedica a la Orden de la Merced el capitulo 51 del libro duodécimo donde señala que la fundación se llevó a efecto en unas Cortes de Barcelona, por intervención de Peñafort, provincial de los dominicos y en lo que respecta al fundador de la orden, escribe:

«El primer frayle desta Orden fue Pedro Nolasco, hombre biudo, venido de Barcelona, en cuya iglesia catedral, el diez de agosto del año pasado de mil doscientos y dieciocho recibió el hábito con grande solemnidad».

Coincidiendo con lo anterior, existe el testimonio de fray Gabriel Tellez (Tirso de Molina), quien escribe que el primero que recibió el hábito de la nueva Orden fue un viudo llamado Pedro Nolasco, de manos de fray Ramón de Peñafort, fraile dominico, en la iglesia catedral de Barcelona y día de San Lorenzo y año de 1.218. En una breve información explica que los nuevos frailes tienen la regla de San Agustín y son cistercienses.

MENORES CAPUCHINOS

Que fundada por San Francisco de Asís en la Reforma de la Orden Capuchina llevada a cabo en el año 1.528, en Asís (Italia), y para hacerse una idea, aunque sea breve, de los orígenes de las Ordenes Franciscanas no queda más remedio que referirse, en primer lugar, a la vida de su fundador, es decir, efectuar una biografía, en rasgos generales, de la figura de San Francisco de Asís.

Para comenzar, habrá que dejar aclarado que el nombre del futuro santo fue el de Giovanni Bernardone, nacido en Asís, en el año 1.181, o 1.182 y fallecido en 1226. Hijo de una familia muy acomodada, abandonó la casa paterna, iniciando su predicación. Pronto tuvo un grupo de seguidores que obtuvo la aprobación oral pontificia por parte de Inocencio III en 1.209. Francisco elaboró unas Reglas, que hoy se han perdido. Es de suponer que se atuvieran a la norma que marcó toda su vida: la humildad. En el año 1.212, consiguió atraer a Clara de Asís a su Orden y esta dama tomó el hábito franciscano de manos del que más tarde sería uno de los Santos más destacados de la Iglesia. Francisco intentó pasar a Oriente, pero fracasó en su empeño ya que la nave en la que viajaba naufragó, lo que no le hizo desistir de sus propósitos y no mucho tiempo después viajó hasta España desde donde quiso pasar a Marruecos, lo que no consiguió. En 1.221, pasó a Egipto donde logró conversar con el Sultán de aquel país ya que mantenía la ilusión de convertirlo para el cristianismo. El primer Capítulo de la nueva Orden se celebró en 1.217 y en 1.219, el segundo. Toda la doctrina de San Francisco de Asís se orienta hacia la pobreza, la humildad, el amor a Dios y a todas las criaturas por El creadas, la caridad con el prójimo y el espíritu de la oración. Un dato, que entendemos es interesante y curioso, es que parece ser que, fue un grupo de franciscanos, los primeros en introducir la práctica de construir Belenes.

MENESIANOS

·Esta congregación religiosa tiene una fecha, el de junio de 1.819 que jamás olvidarán cuantos en ella se encuentran integrados.

Porque es entonces cuando Juan María Robert de la Mennais, Vicario Capitular de Saint-Brieuc y Gabriel Deshayes, párroco de Auray y Vicario General de Vannes, se ponen de acuerdo y ambos firman en Saint Brieuc el tratado de unión que les asegura la convergencia de sus esfuerzos y que no son otros y según sus palabras, que luego confirmaron con sus hechos, «de procurar a los hijos del pueblo, especialmente a los del campo bretón, maestros profundamente piadosos».

Pero maestros que no solamente enseñen la religión de Cristo, sino también educadores que hagan salir a la masa de campesinos del abrumador analfabetismo en que se encuentran. Para resumirlo con muy pocas palabras: enseñar al que no sabe. Así de fácil y así de sencillo sobre el papel, pero más difícil de lo que pueda suponerse en la práctica si se tiene en cuenta la época en que esta congregación fue fundada. Que se iban a encontrar con numerosos inconvenientes en su camino, no lo ignoraban ninguno de los dos fundadores, pero animados por su fe, no dudan en entregarse con todo su ardor a la obra naciente. Para eso, la primera emisión del voto de obediencia tiene lugar en el retiro común de Auray, el 15 de septiembre de 1.815. Ahora lo que resta es el trabajo, la labor misionera de educación llevada hasta sus últimos límites sin reparar en los sacrificios y menos en los inconvenientes humanos. Es por eso que la naciente Congregación de los Hermanos de la Instrucción Cristiana crece rapidamente. Pero hace falta un centro. Y es Francia a la adquisición de un edificio por el Padre Deshayes, como el Padre de la Mennais convierte a Ploermel, a partir de noviembre de 1.824, en el centro de la Congregación.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies